Frases sobre la sinceridad

Se conoce como Sinceridad a la cualidad, virtud o valor humano, que hace que una persona se apegue en sus acciones, palabras y pensamiento, a la verdad, siendo a su vez genuinos y cónsonos con aquello que en verdad siente, sin ocultar a otros sus intenciones y objetivos.

Así mismo, es considerado por algunos profesionales del comportamiento humano con uno de los valores base de las relaciones humanas, pues las personas sinceras tienden a establecer lazos afectivos duraderos, caracterizados por la confianza, la lealtad y la honestidad. Así mismo, la sociedad en pleno se beneficia de este valor humano, que permite tejer una red de relaciones sólidas, que acercan a la sociedad al bienestar, y por el contrario lo aleja de situaciones negativas como el engaño, la corrupción o la mentira.

Tal vez por esto, en distintas épocas de la humanidad, los distintos escritores, artistas, pensadores y hombres de poder se han pronunciado sobre la Sinceridad, lo que a su vez es pertinente para poder percibir la forma en que era asumido este valor en determinado momento. A continuación, entonces, algunas de las principales frases sobre Sinceridad, de la pluma y labios de los hombres más importantes de la humanidad:

Cicerón

Son siempre más sinceras las cosas que decimos cuando el ánimo se siente airado que cuando está tranquilo. (Cicerón)

En esta frase, este escritor y Filósofo latino del siglo I a.C, expresa lo que sería equivalente al refrán popular de que las personas se conocen peleando, pues según este pensador es en los momentos de rabia o agitación, en el que las personas expresan realmente lo que sientes, sin pensarlo mucho, mientras que la calma les permite pensar un poco más en aquello que van a decir y cómo afectará al interlocutor, por lo que –interpretando a Cicerón- es la rabia más sincera, que el disimulo que puede provenir de la tranquilidad.

Napoleón Bonaparte

El método más seguro de permanecer pobre es, sin duda, ser una persona franca. (Napoleón)

En cambio, para este conquistador y emperador europeo del siglo XVII, la Sinceridad es analizada bajo un tamiz político. De esta forma, Napoleón acusa que la fuente de toda riqueza en la astucia, el engaño, o al menos el no ser una persona Sincera, pues para este político europeo, la forma más segura de permanecer pobre era actuar desde la franqueza, lo cual podría hacer a una persona bastante confiable, pero la condenaría siempre a la pobreza.

Thomas Carlyle

Sólo en un mundo de hombres sinceros es posible la unión. (Thomas Carlyle)

Por su parte, este historiador inglés del siglo XIX, coloca el foco en una consecuencia social de la sinceridad: la unión, pues en el momento en que los hombres se mueven desde este valor, reconocen en el otro la verdad, momento que sirve para generar la confianza, que les permite unirse por el mismo propósito, el cual casi siempre está orientado a obtener el bien común, por lo que la Sinceridad es para algunos el primer paso para un mundo mejor.

Emerson

Todo hombre es sincero a solas; en cuanto aparece una segunda persona empieza la hipocresía. (Emerson)

Sin embargo, para este poeta estadounidense del siglo XVIII, la Sinceridad es simplemente imposible, pues según su pensamiento, en el momento es que un ser humano está frente a otro, comienza la necesidad de mentir o fingir, por lo que la única Sinceridad que Emerson admite es la del hombre frente a sí mismo, en soledad. Este concepto coincide con la noción de la persona como máscara, que va cambiando según la circunstancia. Es decir, que todos somos actores en el gran escenario del mundo, por lo que en un mundo de apariencias, la Sinceridad no tendría lugar.

André Maurois

Ser sincero no es decir todo lo que se piensa, sino no decir nunca lo contrario de lo que se piensa. (André Maurois)

Así mismo, este escritor francés del siglo XX, en un ingenioso juego de palabras, aclara que para ser una persona sincera no es necesario recorrer el mundo diciendo siempre lo que se piensa, pues de hacerlo se podría caer en indiscreciones. No obstante, Maurois señala que lo importante en el ámbito de la sinceridad es que lo que se diga (así sea poco) nunca será contrario a aquello que se piensa o siente. De esta forma, la sinceridad no sería decirlo todo, sino que todo lo que se dice sea cierto.

Enrique Jardiel Poncela

La sinceridad es el pasaporte de la mala educación. (Enrique Jardiel Poncela)

Finalmente, en contraposición de aquellos que abogan por la sinceridad, este escritor español del siglo XX, afirma abiertamente que la Sinceridad da paso a la mala educación, pues una persona que diga siempre lo que piensa, en ocasiones –para parafrasear a Jardiel Poncel- estará a disposición de la imprudencia o de ofender a alguien, pues no todos gustan de la verdad, por así decirlo.

Imagen: elpensante.com

Frases sobre la sinceridad
Source: Ensayos  
febrero 25, 2016
loading...

Ver más Artículo al azar