Por primera vez los científicos detectan planetas en otras galaxias

En busca de otros planetas

En los últimos años las tecnologías relativas a la investigación astronómica se han incrementado de manera sustancial. Hoy por hoy se pueden detectar objetos que hace apenas una década eran completamente invisibles ante nosotros.

En este sentido, ya no son los clásicos telescopios ópticos los que nos permiten detectar estos objetos, sino telescopios basados en ondas de ciertos tipos, o cálculos matemáticos que permiten “observar” los efectos gravitacionales de cuerpos distantes. Ha sido gracias a estas nuevas tecnologías que por primera vez hemos sido capaces de detectar planetas en otras galaxias.

Planetas                            

La búsqueda de planetas comenzó hará poco más de una década, cuando los telescopios por primera vez pudieron detallar objetos relativamente pequeños… y opacos.

Los planetas, al contrario que las estrellas, no producen luz propia. Y como si no fuera suficiente con esto, suelen ser significativamente más pequeños aún que las estrellas más pequeñas. Por esta razón es bastante difícil detectarlos.

Una de las maneras más eficaces que se han encontrado es buscarlos cuando pasan “enfrente” de la estrella en cuestión. En esos casos es posible ver una pequeña mancha negra pasando sobre el astro y puede incluso detectarse la composición de la atmósfera planetaria (si es que hay, claro, una atmósfera planetaria).

Pero esto funciona para estrellas relativamente cercanas, no para otras galaxias.

Planetas en otras galaxias

En estos casos estamos hablando de cuerpos que a simple vista se ven, literalmente, como una estrella. O no se ven. Así de distantes están.

Ah, y son galaxias, claro, lo que significa que están compuestas por varios centenares de miles de millones de estrellas.

Detectar planetas en sistemas solares vecinos a unos cuantos años luz es una cosa. Detectar planetas en galaxias lejanas a miles o millones de años luz es otra completamente diferente.

Pero para detectar los planetas en galaxias diferentes hace falta más que un buen lente y algo de atención. Hay que leer los datos que brinda la luz de grandes galaxias o quásares en el espacio distante.

En esencia el sistema funciona así: cuando una estrella emite luz esta luz viaja en línea recta siempre y cuando no se encuentre con “distorsiones”. Pero si pasa cerca de otra estrella (o un agujero negro), esta luz se va  “doblar” de acuerdo con el campo gravitacional, que actúa como si fuera un lente.

Por esta razón es posible detectar la presencia de objetos oscuros (como agujeros negros) con base en su impacto en la luz de objetos más luminosos. Pero, más interesante aún, si hay varios objetos pequeños en el camino podrán ser así mismo detectados por fluctuaciones en el “lente”.

Los planetas

Y fue esto precisamente lo que ocurrió:

Xinyu Dai y Eduardo Guerras, astrónomos de la Universidad de Oklahoma, estaban analizando la luz que viene del quásar RX J1131-1231, ubicado a seis mil millones de años luz de la Tierra. La luz de este quásar pasa por una galaxia ubicada a 3.800 millones de años luz de la Tierra, y que actúa como los “lentes” antes mencionados.

Los astrónomos encontraron distorsiones en la luz que únicamente puede explicarse por la presencia de unos 2.000 cuerpos con masas que van desde la de la Luna hasta Júpiter. Es la primera evidencia de planetas en otra galaxia e indica que son muy comunes en el Universo.

Por ahora, los astrónomos siguen explorando a ver qué tanto puede determinarse de estos planetas.

Fuentes:

  1. https://www.sciencealert.com/planets-found-in-another-galaxy-quasar-gravitational-microlensing
  2. https://www.express.co.uk/news/science/914786/planet-discovery-exoplanet-nasa-university-of-oklahoma-space-galaxy

Imágenes: 1: rt.com, 2: biblehelp.org

Por primera vez los científicos detectan planetas en otras galaxias

Bibliografía ►



Ver más Artículo al azar