Ensayo sobre los cuernos y su significado en la sociedad

Ampliar este tema:

Hoy vamos hablar de los cuernos, aquellas proyecciones óseas compuestas en gran parte por queratina que ostentan algunos animales como las jirafas o los ciervos. Sin embargo, cabe destacar que los cuernos no se quedaron en la cabeza de aquellos animales, sino que han sido parte del mundo cultural de los seres humanos tocando un sinfín de ámbitos: cultural, social, político.

El origen de “ponerle los cuernos”

Las referencias en las que podemos encontrar esta expresión se remontan a la época de los vikingos, y nos indican que ésta era empleada como un código usado por el jefe de la aldea para expresar que se encontraba en compañía femenina. Para hacerlo colgaba una cornamenta de un animal en una puerta: así las demás personas sabían que no podían perturbarlo en ese momento. Lamentablemente, las mujeres que elegía el jefe por lo general estaban comprometidas o casadas y no podían decirle no al líder.

También otra de las referencias, nos habla del derecho de pernada que ostentaban algunos señores feudales, cuando éstos podían reclamar pasar la primera noche de boda y yacer con la mujer de alguno de sus vasallos o campesinos, ya que cuando sucedía tal acto colgaban una cornamenta de alce en la puerta. En tiempos medievales, la gente solía arrojar cuernos a las casas de sus enemigos, para insinuar que esa persona había cometido algún pecado: fue tanto el descontrol que más adelante se tuvieron que poner multas o amenazar con cárcel.

Y otra de las versiones, más mítica, nos habla de aquella infidelidad que cometió Pasifae, la esposa del rey Minos. Cabe recordar que la mujer no sabía que era lo que hacía, pues estaba bajo la influencia de Hera. La reina, cometió “adulterio” con un toro, una bestia magnifica, y como resultado de aquella relación nació una criatura con cabeza toro y cuerpo humano al cual conocemos como minotauro. También se dice que el dios Mercurio adquirió la forma del macho de la cabra, cabrón, para seducir a la esposa de Ulises: Penélope.

Actualmente, la expresión de poner los cuernos no ha cambiado: esta expresión sigue aludiendo a una misma situación, donde hay un engaño entre las parejas y alguien se ve afectado por la infidelidad de su pareja.

Poner los cuernos según el DRAE

Hace unos 20 años si se buscaba la palabra cornudo se encontraba lo siguiente: «es el marido cuya mujer le ha faltado”, dejando a un lado la ‘posibilidad’ de que la mujer también muchas veces fuese víctima de esas desleales circunstancias, porque la palabra cornuda era imposible de encontrar. Hoy en día la situación se volvió un poco más equitativa -solo un poco- ya que se encuentra tanto cornudo como cornuda, a la palabra cornudo le atribuyen como adjetivo coloquial, aunque la palabra cornuda, sigue sin contar con definición propia en aquel diccionario. También se le dice cabrón al hombre que ha consentido el engaño de su mujer.

De igual forma, en el RAE podemos encontrar el verbo de la palabra cornudo, que sería encornudar y aparece en el diccionario oficial como “hacer cornudo a alguien”.

Ser infieles, pero de manera legal

Curiosamente, en algunas regiones del continente americano, para ser más exacto en tiempos de la colonia, se empezó a ver un aumento de casos de infidelidad que eran tolerados por los maridos, pues éstos podían sacar algún provecho de los sucesos, ya que podían obtener algún beneficio económico de la relación. Se solía aplicar una expresión aquellas relaciones que decía: “Los cuernos son como los dientes, que duelen al salir, pero sirven para comer”.

Dicen que en Paraguay, si alguna pareja era descubierta cometiendo alguno de los actos, eran castigados a andar por las calles, desnudos, montados en un burro, con cuernos y cascabeles en la cabeza. Un verdugo, los azotaba mientras caminaban y de ahí nació una expresión: “Tras de cornudo, apaleado”.

Otro modo de ver los cuernos

Resulta que las cornamentas, cuernos o esas extensiones que poseen algunos animales eran muy apreciadas y utilizadas en tiempos anteriores. Aunque la mayoría eran empleadas como indumentarias o adornos, en otras ocasiones eran usados como orinal o para tomar bebidas. También se creía que el cuerno poseía propiedades medicinales, ayudaba en el crecimiento de los cultivos y era de utilidad en el uso de la magia.

Las personas con edad más avanzada o con algún problema de salud trituraban los cuernos hasta convertirlos en polvo y los empleaban para fortificar las encías debilitadas y purificar el agua que bebían.

Algo interesante es que según la tradición las personas que eran nombradas Cornelio (hombre de cuerno) gozarían de mucha prosperidad y serían invulnerables a las flechas. Hay que recordar que la abundancia era representada con un cuerno lleno de manjares.

También los cuernos han sido empleados en la creación de instrumentos musicales como el shofár, un instrumento de viento usado en algunas ceremonias.

Fuentes:

  1. https://es.wikipedia.org/wiki/Cuerno
  2. https://www.eltiempo.com/archivo/documento/CMS-15895575
  3. https://okdiario.com/curiosidades/origen-expresion-poner-cuernos-4182934
  4. https://www.ui1.es/blog-ui1/del-dicho-al-hecho-historico-de-donde-viene-la-expresion-poner-los-cuernos

Imágenes: 1: okdiario.com, 2: ui1.es, 3: eltiempo.com

Ensayo sobre los cuernos y su significado en la sociedad

Bibliografía ►

loading...

Ver más Artículo al azar