Makoko «la Venecia de Nigeria»

Makoko «la Venecia de Nigeria»

La Resiliencia en un Asentamiento Sobre el Agua

La realidad urbana se teje con una complejidad de experiencias que varían enormemente según el lugar de residencia. En las ciudades, los barrios, como microcosmos sociales, reflejan las disparidades económicas y culturales que caracterizan nuestras sociedades. Al cruzar las fronteras invisibles que dividen un barrio pobre de uno rico, se despliega un abismo de diferencias que impactan profundamente en la calidad de vida y las oportunidades de quienes habitan en cada uno de estos extremos.

Este artículo se propone explorar las notables contrastantes entre vivir en un barrio pobre y uno rico. Desde las condiciones de infraestructura hasta las dinámicas comunitarias y el acceso a servicios básicos, cada aspecto de la vida cotidiana está moldeado por el entorno en el que uno reside. Al desentrañar estas disparidades, se arroja luz sobre las complejas realidades que enfrentan millones de personas en todo el mundo, así como sobre las implicaciones sociales y políticas que subyacen en estas diferencias.

Historia del E-Learning La Transformación Educativa del Siglo X...
El Origen, Evolución y Actualidad del Fútbol Americano El fútbol americano, un deporte profundamen...

Comparando la reconocida ciudad de Venecia, donde los habitantes viven entre los canales desde hace siglos, la ciudad europea se volvió un patrimonio cultural para la humanidad, a diferencia, veremos la realidad alternativa de una ciudad construida en medio del África, donde las condiciones de vida son totalmente dispares.

Historia de Makoko

Makoko es un asentamiento ubicado en Lagos, Nigeria, que ha ganado atención internacional debido a su peculiar historia y a las difíciles condiciones de vida de sus habitantes. Se trata de una comunidad que se ha desarrollado sobre el agua, en una intrincada red de estructuras construidas sobre pilotes de madera. La historia de Makoko se remonta a décadas atrás, cuando pescadores de la etnia Egun se establecieron en la zona debido a su proximidad al mar y a la conveniencia para la pesca.

Con el tiempo, la población fue creciendo y el asentamiento se expandió hacia el agua, construyendo viviendas sobre pilotes para evitar las inundaciones y aprovechar el espacio limitado en tierra firme. A medida que Lagos se convirtió en una ciudad cada vez más poblada y desarrollada, las autoridades gubernamentales comenzaron a ver a Makoko como un asentamiento informal y una «mancha» en el desarrollo urbano planificado. En consecuencia, han surgido tensiones entre los residentes de Makoko y el gobierno, que en ocasiones ha intentado desalojar o reubicar a la población.

Makoko «la Venecia de Nigeria»

¿Cómo es Vivir en Makoko?

Las viviendas son improvisadas y generalmente están hechas de materiales como madera, zinc y láminas de plástico. Las familias comparten espacios reducidos, con acceso limitado a servicios básicos como agua potable y electricidad. En cuanto a la educación, existen escuelas flotantes en Makoko, que ofrecen educación primaria y secundaria a los niños de la comunidad. Estas escuelas son construidas sobre botes o plataformas flotantes y son gestionadas tanto por el gobierno como por organizaciones no gubernamentales.

En cuanto a los servicios públicos, la situación es precaria. La mayoría de las viviendas no están conectadas a sistemas formales de agua potable o alcantarillado, lo que significa que los residentes dependen de pozos excavados y sistemas improvisados de eliminación de desechos. La electricidad también es limitada y muchas familias dependen de generadores o conexiones ilegales a la red eléctrica.

En términos de salubridad, las condiciones son desafiantes. La falta de acceso a agua limpia y saneamiento adecuado aumenta el riesgo de enfermedades transmitidas por el agua y problemas de salud relacionados con la higiene. A pesar de los esfuerzos de algunas organizaciones para proporcionar atención médica básica, la disponibilidad de servicios de salud sigue siendo limitada y la población enfrenta dificultades para acceder a atención médica de calidad.

Venecia…Otra Realidad

Por su parte, la historia de Venecia se remonta a más de mil años atrás. Fundada en el siglo V d.C., Venecia fue originalmente una comunidad de refugiados que huían de las invasiones bárbaras en la Italia continental. Estos refugiados se establecieron en un grupo de islas pantanosas en la laguna de Venecia, en el noreste de Italia. Con el tiempo, Venecia se convirtió en una importante potencia marítima y comercial en el Mediterráneo.

Gracias a su ubicación estratégica, la ciudad prosperó como un importante centro comercial entre el este y el oeste, estableciendo rutas comerciales marítimas que conectaban Europa con Asia y África. Esta posición privilegiada en el comercio marítimo trajo riqueza y poder a la ciudad. Durante la Edad Media y el Renacimiento, Venecia alcanzó su apogeo como una república independiente y una de las principales potencias en Europa. La ciudad era conocida por su sofisticada cultura, su arquitectura distintiva y su próspera escena artística. Artistas como Tiziano, Tintoretto y Veronés dejaron un legado duradero en la ciudad.

Sin embargo, a medida que el poder político y económico de Europa se desplazaba hacia el oeste, Venecia comenzó a declinar en importancia. La caída de Constantinopla en 1453 y el descubrimiento de nuevas rutas comerciales hacia el oeste debilitaron la posición de Venecia como centro comercial clave. Además, las guerras y conflictos con otras potencias europeas minaron su poder político. A pesar de su declive como potencia política y comercial, Venecia mantuvo su esplendor cultural y su belleza arquitectónica. Hoy en día, la ciudad sigue siendo uno de los destinos turísticos más populares del mundo, famosa por sus canales, sus palacios renacentistas y su singular arquitectura. Sin embargo, Venecia también enfrenta desafíos significativos, como la amenaza de la subida del nivel del mar y la presión del turismo masivo en su frágil entorno.

Un Fuerte Contraste

Makoko y Venecia representan dos realidades urbanas radicalmente distintas. Mientras que Venecia es famosa por su rica historia, arquitectura espléndida y su posición como destino turístico de renombre mundial, Makoko es un asentamiento pobre construido sobre el agua, que lucha contra la pobreza y la falta de servicios básicos. En términos geográficos, ambos lugares comparten la característica de estar rodeados de agua, pero sus contextos son completamente diferentes.

Venecia se encuentra en una laguna en el noreste de Italia, mientras que Makoko está ubicado en la laguna de Lagos, Nigeria. La infraestructura también presenta notables contrastes. Venecia cuenta con sistemas de transporte acuático, servicios públicos y una red de calles y puentes, mientras que Makoko carece de infraestructura básica, como agua potable, saneamiento adecuado y electricidad confiable.

En términos económicos, Venecia ha prosperado como centro comercial y turístico, lo que ha contribuido a un nivel de vida más alto para sus residentes. En cambio, Makoko enfrenta desafíos significativos debido a la pobreza y la falta de oportunidades económicas. Estas diferencias subrayan las disparidades globales en el desarrollo urbano y la calidad de vida, destacando la importancia de abordar las necesidades de las comunidades marginadas como Makoko para lograr un desarrollomás equitativo y sostenible a nivel mundial.

Makoko «la Venecia de Nigeria»


El turismo en Venecia y Makoko representa dos extremos opuestos en la industria turística, tanto en términos de atracción como de impacto económico y social.Venecia es uno de los destinos turísticos más icónicos del mundo, famoso por sus canales, su arquitectura renacentista y su rica historia cultural. Cada año, millones de turistas visitan la ciudad para explorar sus pintorescas calles, disfrutar de su gastronomía única y maravillarse con sus famosos monumentos, como la Plaza de San Marcos y el Palacio Ducal.

El turismo en Venecia contribuye significativamente a la economía local, generando empleo y fomentando el desarrollo de servicios turísticos como hoteles, restaurantes y tiendas de recuerdos. Sin embargo, el turismo masivo también ha planteado desafíos para la ciudad, incluida la congestión de turistas, el aumento de los precios de la vivienda y la presión sobre la infraestructura. En contraste, Makoko rara vez figura en los itinerarios turísticos convencionales.

Este asentamiento en Lagos, Nigeria, es conocido por su arquitectura única sobre el agua y su vibrante vida comunitaria, pero también enfrenta problemas graves de pobreza y falta de servicios básicos. Aunque algunos visitantes curiosos pueden aventurarse a explorar Makoko para obtener una visión diferente de la vida urbana, el turismo en este lugar es limitado y no contribuye significativamente a la economía local. En cambio, la comunidad depende en gran medida de la pesca y otras actividades económicas informales para sobrevivir.

Desafíos de Infraestructura

La marginación y la falta de infraestructura en Nigeria son fenómenos arraigados en una serie de factores interrelacionados. La historia colonial del país, marcada por el dominio del Reino Unido, dejó profundas divisiones sociales y económicas, así como una infraestructura subdesarrollada en muchas regiones. A esto se suma la persistente corrupción y la mala gestión gubernamental, que ha debilitado las instituciones públicas y ha llevado a una asignación ineficiente de recursos.

Los fondos destinados a infraestructura y servicios básicos a menudo se desvían o se malgastan, exacerbando la falta de desarrollo en comunidades marginadas. Además, las tensiones étnicas y religiosas en un país tan diverso como Nigeria han contribuido a la inestabilidad política y a los conflictos internos, lo que ha obstaculizado los esfuerzos para promover un desarrollo equitativo. Los movimientos separatistas, las insurgencias militantes y la violencia étnica y religiosa han socavado los intentos de construir una infraestructura sólida y de proporcionar servicios básicos a todas las comunidades.

La baja inversión en desarrollo humano también ha sido un factor significativo. A pesar de la riqueza en recursos naturales, Nigeria ha invertido poco en áreas como la educación, la atención médica y los servicios sociales. Esta falta de inversión ha perpetuado la pobreza y ha dejado a muchas personas marginadas y excluidas de los beneficios del desarrollo. En conjunto, estos factores han contribuido a la persistente marginación y la falta de infraestructura en Nigeria. Abordar estos desafíos requerirá un enfoque integral que aborde tanto las causas profundas de la marginación como la necesidad de invertir en infraestructura y desarrollo humano en todo el país.

Makoko «la Venecia de Nigeria»

Fuentes:

  1. kumakonda.es/makoko-comunidad-y-resistencia-en-lagos-nigeria/
  2. infobae.com/mix5411/2017/06/06/asi-es-la-vida-en-la-venecia-de-los-pobres-un-barrio-nigeriano-llamado-makoko/
  3. lavanguardia.com/internacional/20231203/9422310/ultima-batalla-venecia-nigeria.html
  4. historia.nationalgeographic.com.es/a/venecia-el-origen-de-la-ciudad-que-domino-el-mediterraneo_8680

Imágenes: 1. upload.wikimedia.org 2. media.cnn.com 3. civitatis.com 4. archidatum.com

Bibliografía ►
El pensante.com (abril 1, 2024). Makoko «la Venecia de Nigeria». Recuperado de https://elpensante.com/makoko-la-venecia-de-nigeria/