El macabro destino de Mariamna I

Un destino controvertido

El día de hoy vamos hablar de Herodes el Grande, una figura bastante notoria en los libros judíos y aunque no fue de cuna noble o judío, terminó formando una alianza matrimonial con la dinastía de los asmoneos y macabeos, los cuales gobernaban la región. Mariamna I, fue la esposa de Herodes, y a pesar que su matrimonio superó varias dificultades, la familia del rey terminó condenando a la reina, a quien acusaron de adulterio y de otras vejaciones, al ver que la familia de ella seguía gozando de mucho poder.

¿Quién fue Mariamna I ?

Ella fue la nieta de los reyes asmoneos, Alejandro de Judea y Alejandra Macabea fueron sus padres. No solo fue conocida por ser la esposa de Herodes, sino que en los libros de historia es destacada por su hermosura, como bien sabemos los matrimonios en tiempos pasados eran más por convenio que por amor y contrajo nupcias con el rey de Judea a una corta edad. Su matrimonio no se consumó hasta 4 años después.

Las guerras acorralaron a Herodes, quien terminó perdiendo su trono durante un año y fue gracias a su alianza matrimonial que lo terminó recuperando. Para el año 36 a.C., Mariamna había logrado lo imposible, que Herodes terminara enamorado de ella y aprovechando esa nueva devoción, usó su influencia para poner en el cargo de sumo sacerdote a su hermano, quien apenas contaba con 17 años.

Explicando más a fondo las rencillas familiares nombradas al principio, se cuenta que Aristóbulo III, hermano de la Mariamna, fue ahogado en una laguna. Tal hecho suscitó la atención de Marco Antonio, quien le exigió a Herodes que viajara para darle una explicación.

Designios disparatados de un rey celoso

Antes de partir, Herodes dio la orden a su cuñado Josefo que, si el moría a manos de Marco Antonio, él debía tomar la espada y terminar con la vida de su esposa Mariamna, ésta se enteró de la orden de su esposo y aquello terminó creando una enemistad en la pareja. Salomé, la hermana de Herodes y esposa de Josefo, le contó a su hermano que su esposo y Mariamna eran amantes y por ello éste le contaba sobre las órdenes, el rey ejecutó a Josefo, pero no le hizo nada a Mariamna.

Con la derrota de Marco Antonio, Herodes viajó nuevamente a Roma presentarse ante el vencedor y dejó la misma orden: que sí él moría, alguien debía ejecutar a Mariamna. La reina, se dio cuenta otra vez de las palabras de su esposo, aumentando rifirrafe entre ellos.

A la llegada de Herodes a la corte, tanto su hermana Salomé como su propia madre, continuaron instigando al rey de que su esposa lo había enamorado a costa de bebedizos y que ella había cometido adulterios. Marianma fue apresada y a pesar de que no encontró prueba de sus faltas, Herodes la terminó ejecutando.

De su matrimonio nacieron tres hijos y dos hijas, uno de ellos falleció mientras estudiaba en Roma, mientras que los otros dos fueron ejecutados por su propio padre quien los acusó de conspiración, de las niñas no se sabe mucho y Herodes dicen que enfermó de remordimiento al haber cometido tal crimen contra su esposa.

El remordimiento lo llevó a cometer un pecado de carne

Según algunas referencias históricas, se dice que Herodes tomó el cadáver de su esposa y lo cubrió de miel, la cual se sabe que es un buen conservante. El hombre terminó teniendo relaciones con los vestigios de su mujer durante 7 años, un rumor que se acrecentó y que hizo del rey alguien más aterrador.

Fuentes:

  1. es.blastingnews.com
  2. es.wikipedia.org/wiki/Mariamna_I
  3. viajes.elpais.com.uy

Imágenes: 1. es.wikipedia.org/wiki/Mariamna_I 2. http://viajes.elpais.com.uy/

El macabro destino de Mariamna I
Flavio Valerio Aurelio Constantino (Naissus, Moesia [actual Nis, en Serbia...

El fútbol es “el deporte más popular del mundo”. Millones de seguido...

Alfonso X de Castilla, conocido también como El Sabio (Toledo, 1221 – S...

Criaturas vivas en la estratósfera No, no es un error del titular. Astro...

Bibliografía ►

El pensante.com (mayo 26, 2022). El macabro destino de Mariamna I. Bogotá: E-Cultura Group. Recuperado de https://elpensante.com/el-macabro-destino-de-mariamna-i/