La conferencia, qué es y en qué consiste

Ampliar este tema:

Generalmente, una conferencia es entendida como la comunicación oral que surge entre dos o varias personas, a fin de intercambiar y confrontar ideas acerca de tema de interés común, relacionados casi siempre con el ámbito académico (Filosofía, Literatura, Ciencia, Política, Educación) aun cuando en realidad se puede sostener dicho debate sobre cualquier tema, siempre y cuando resulte de relevancia para los participantes.

Características principales de la Conferencia

No obstante, a diferencia de la conversación o lenguaje cotidiano, la Conferencia reviste algunas características particulares, entre las cuales se encuentran las siguientes:

  • Se distingue por no ser espontánea, sino responder a una planificación, proceso que va destinado a proyectar el número de conferencistas, la cantidad de asistentes, el día y hora en el que se realizara, el sitio en donde se llevará a cabo y los temas que se tratarán.
  • Así mismo, esta planificación concierne también al conferencista, quien deberá estructurar su discurso, de acuerdo a la importancia de sus argumentos, los objetivos que persigue, el público al que se dirigirá y el tiempo que le ha sido concebido para su intervención.
  • La conferencia se caracteriza también por colocar el foco en la relevancia del conferencista o conferencistas, de acuerdo al tema que le ocupa.
  • No obstante, en una conferencia, el expositor no es el único que tiene derecho de palabra, pues por lo general, se abre una ronda de preguntas, donde tanto entusiastas como detractores tienen oportunidad de exponer sus pensamientos e ideas, en relación al tema que se desarrolla.
  • Por su carácter de relevancia, en cuanto a intereses comunes a un colectivo o sociedad, existen conferencias que se repiten cada cierto tiempo, a fin de generar un espacio periódico, que permita compartir e intercambiar puntos de vista sobre una materia común.

Historia de la Conferencia

De acuerdo a materias como la Oratoria, los orígenes históricos de esta forma de comunicación, conocida como Conferencia, pueden remontarse a la Mayéutica misma, es decir, que la Conferencia es una herencia directa de este método socrático, en donde el interlocutor descubre por sí mismo la verdad, al ser interrogado por su maestro. Sin embargo, hay quienes opinan también que la Conferencia se desprendió directamente del modelo de Clase Magistral empleado por las Universidades y demás claustros educativos, en donde distingue la figura de un orador, quien domina a plenitud el tema, y que busca transmitir a sus interlocutores los distintos ángulos desde donde puede ser abordado un tema en específico.

Así mismo, de acuerdo a lo que citan las fuentes históricas sobre este género, durante el desarrollo del siglo XX, el término “conferencia” comenzó a ser empleado también para referirse a aquellas reuniones periódicas, realizadas entre especialistas o grupos de diplomáticos, que por la relevancia de sus participantes, comenzaron a cobrar importancia pública. Usos semántico éste que se alternaba con la exposición que un especialista podía dar ante un público específico, que podía estar compuesto por especialistas o aprendices, y que también recibía el nombre de “conferencia”.

Actualidad de la conferencia

Tal como ha ocurrido en los diversos campos del aprendizaje, la Conferencia también ha recibido la influencia de los avances tecnológicos. De esta forma, su dinámica ha cambiado un poco, y así como en las últimas décadas del siglo XX pasó drásticamente del uso de folios impresos y señaladores metálicos, como material de apoyo del conferencista, a la implementación de imágenes digitales y señaladores láser, en los primeros años del siglo XXI dio un paso más, rompiendo con la necesidad de que conferencista e interlocutores se encuentren incluso en el mismo recinto, o incluso en el mismo país.

Así, la Conferencia se ha nutrido importantemente de la tecnología, implementando la vídeo-conferencia, actividad que permite mediante el uso del internet, colocar en contacto a personas ubicadas en distintos puntos del planeta, a fin de que puedan realizar el intercambio y confrontación de ideas, sobre temas comunes, usando la plataforma virtual como escenario. Igualmente, se puede contar con la presencia virtual de un conferencista, ante un público determinado, aun cuando éste no se encuentre en las posibilidades de trasladarse.

También se puede hablar del desarrollo de otras disciplinas como el diseño y la animación, que le permiten a los expositores de hoy contar con materiales audiovisuales, que fortalecen y dinamizan los distintos materiales de apoyo, con los cuales acompañará su intervención como conferencista.

Usos y objetivos de una conferencia

En cuanto a los principales objetivos con los que cuenta una conferencia es la de facilitar un proceso comunicativo, en el cual un especialista pueda transmitir sus conocimientos sobre una materia determinada, al público que ha asistido para entrar en contacto con dichos saberes. De esta forma, la Conferencia está enfocada en el proceso educativo o de aprendizaje.

Así mismo, la conferencia busca constituirse un espacio para el intercambio de opiniones y posturas, encaminadas a la convivencia, evaluación de situaciones y toma de decisiones en referencia a éstas. En este parámetro entran aquellos Congresos, Ciclos de Conferencias o Reuniones de Alto Nivel que puede ocurrir –al menos una vez al año- entre seguidores de una misma causa, representantes de un gremio, ejecutivos de gran relevancia o incluso líderes mundiales, como por ejemplo, la Asamblea Anual de Jefes de Estado que ocurre en la Organización de Naciones Unidas una vez al año, y en donde se abre un espacio para que los presidentes o cancilleres de los países miembros expongan sus puntos de vista sobre temas de interés internacional.

Imagen: pixabay.com

 

 

 

La conferencia, qué es y en qué consiste

Bibliografía ►

loading...

See more Random post