La diosa nórdica Frigg

Diosa del Amor

Esta deidad está fuertemente relacionada con el amor en el matrimonio y la entrega a las tareas domésticas. Es guardiana de la hoguera en las casas, propiciaba la fertilidad y asistía a las mujeres a la hora del parto, por lo que su papel siempre estuvo relacionado con el hogar y como suprema sacerdotisa de éste presidía ciertos ritos mágicos.


También era la diosa de la atmosfera que enviaba las nubes que tejía con su rueca: los vikingos solían llamar la constelación que nosotros conocemos como el cinturón de Orón como la Rueca de Frigg. Al ser esposa de Odín, gobernaba junto con éste en Asgard y era conocida como una diosa justa e implacable: Frigg contaba con su propio palacio llamado Fensalir, un sitio descrito como impresionante y lleno de lujos, donde la diosa invitaba a las parejas que habían sido virtuosas en su vida terrenal, para que disfrutaran mutuamente de compañía en el más allá.

Frigg tenía a su servicio tres diosas: la diosa Gna, encargada de los mensajes de su jefa y llevando éstos alrededor del mundo, la diosa Fulla quien era su consejera y a la que contaba todos sus secretos y además se encargaba de guardar las joyas de Frigg y ayudarle a poner sus zapatos de oro, y finalmente, tenemos Hlin a la que a veces se le atribuye ser personalidad de la diosa Frigg.

Su relación con el dios Odín

De su matrimonio con Odín nacieron tres dioses: Balder, Höðr y Hermóðr. También es la madrastra de Thor, Heimdall y el resto de hijos del dios tuerto. Es a su vez hija de Fjörgynn y la única que se puede sentar en el trono de Hliðskjálf, donde podía ver lo que estaba sucediendo en los nueve mundos.

Cuando la diosa superó a Odín

El Grímnismál es uno de los poemas que conforman la Edda poética, y específicamente un relato en el que la diosa muestra su superioridad. Resulta que un rey que tenía dos hijos: Geirrod, quien era protegido por Odín, y Agnar, quien contaba con la bendición de Frigg. Ambos jóvenes fueron cuidados por los reyes de los dioses nórdicos y cuando se convirtieron en adultos vivieron una diatriba: ¿Quién heredaría el reino?

Finalmente, resultó que Geirrod fue coronado como rey y Agnar decidió vivir con una giganta en una cueva, y la pareja de deidades observaron la situación que vivían sus ahijados: Odín se enorgulleció de Geirrod, pero lo mismo no puede decirse de Frigg.

Sin embargo, el nuevo rey Geirrod, orgullo de Odín, mostró su verdadero rostro y se convirtió en un rey avaro y y mezquino, al punto que la misma Frigg replicó: “tan tacaño en sus fiestas que tortura a sus huéspedes si cree que han venido demasiados.” El dios no se quedó tranquilo con la situación y fue él mismo a demostrarle a su esposa que estaba totalmente equivocado en sus fundamentos.

Fue así como Odín, se disfrazó y fue hasta la casa de Geirrod, haciéndose llamar como Grimnir, pero lo que lo que no sabía el dios era que su esposa se le había adelantado y había mandado a su criada Fulla para ‘prevenir al rey de un extranjero que llegaría a sus tierras con malas intenciones’. También le dijo que identificaría fácilmente a la persona, porque ninguno de los perros lo atacaría, de este modo, cuando Odín disfrazado pisó el palacio de Geirrod fue apresado.

El rey torturó a su huésped especial para obtener información, pero Odín guardó silencio durante los ocho días de macabras aberraciones cometidas. Cuando Agnar se enteró de los crímenes de su hermano, se compadeció del condenado y le llevo un cuerno de hidromiel para que bebiera, fue ahí cuando Odín mostró su verdadera forma.

Geirrod se enteró de su insensatez cometida y cuando se dirigió a la celda para liberar al prisionero, espada en mano, terminó tropezando y cayendo sobre la espada, muriendo atravesado por ella. Con lo sucedido Odín desapareció y Agnar tomó el trono durante mucho tiempo.

Su amor por las joyas es causa de guerras en el reino

A pesar de ser una diosa, ella no es perfecta, y eso queda demostrado en un relato en el que se refleja el amor que ella tenía por las joyas. Fue así como un día Frigg quedó encantada por una pieza de oro que se encontraba en el palacio de su marido. Ella no dudó ni un segundo en tomar la joya y pedirles a los enanos para que le diseñaran un precioso collar.

La situación no pasó desapercibida para Odín, quien interrogó a los enanos para que revelaran la identidad del verdadero ladrón, algo que no podían hacer porque se trataba de la misma Frigg, fue así como el dios decidió encantar una estatua para que le revelara lo sucedido, pero no pudo realizar nada, porque su esposa, ordenando a su sierva Fuella, mandó destruir la figura y todo gracias a un enano horrendo que realizó el trabajo a cambio de una sonrisa de la diosa.

Odín cansado de todo, decidió abandonar Asgar y aunque sus hermanos intentaron sustituirlo no tuvieron éxito, hasta se desató una guerra que solo pudo terminar con la llegada del verdadero monarca, quien se tomó siete meses para reflexionar sobre lo sucedido con el collar.

Fuentes:

  1. https://barcovikingo.com/mitologia-vikinga/frigg/

Imágenes: 1: hablemosdemitologias.com, 2: wikipedia.org, 3: mundovikingo.com

Premium WordPress Themes Download
Download Best WordPress Themes Free Download
Free Download WordPress Themes
Download WordPress Themes Free
online free course
download huawei firmware
Download Premium WordPress Themes Free
udemy paid course free download
La diosa nórdica Frigg

Bibliografía ►



Ver más Artículo al azar